Origen del Día del Amor y la Amistad

Por Marco Villa y

Taré Beltranchuc

El 14 de Febrero, a pesar de ser una fecha muy anhelada y popular entre las parejas, muy pocos conocen la historia de esta tradición. Esta celebración es conocida como el Día de los Enamorados, el Día del Amor y la Amistad, o como el Día de San Valentín.

San Valentín fue un medico Romano bondadoso que decidió hacerse cristiano y ordenarse como sacerdote alrededor del siglo III. Durante esta época se prohibía el matrimonio entre soldados ya que se creía que los hombres solteros rendían más en el campo de batalla.

No obstante, San Valentín decidió ignorar el mandato del Emperador Claudio II y empezó a realizar matrimonios en secreto. La popularidad de San Valentín aumento significativamente al grado que la información llego a oídos del emperador.

San Valentín fue llamado a comparecer ante el emperador, quien aprovecho esta oportunidad para tratar de convertir al emperador al cristianismo. Sin embargo, lejos de convencer al emperador, éste decide mandar al oficial Asterius ha arrestarlo y castigarlo

Posteriormente el emperador intento burlarse de la religión de San Valentín (cristianismo) poniéndolo a prueba al pedirle que le devolviera la vista a Julia, una de las hijas de Asterius, quien era ciega de nacimiento. Afortunadamente para Asterius, el Dios de San Valentín milagrosamente le devolvió la vista a su hija. A pesar de este milagro, San Valentín fue decapitado por órdenes del emperador el 14 de Febrero del año 270.

Sucesivamente, San Valentín fue hecho un santo por intervenir en el milagro que le devolvió la vista a la hija de Asterius y por su valentía al casar jóvenes enamorados, en contra del decreto del Emperador Romano Claudio II.

En memoria de San Valentín, la gente empezó a conmemorar cada 14 de Febrero como el Día de los Enamorados, pero fue hasta el año 496 que el Papa Gelasius instauro el 14 de Febrero como el Día de San Valentín.

Con el paso del tiempo, esta festividad empezó a ganar popularidad en países como Francia, Alemania e Italia. Para el año 1842, Esther Ángel Howland, comenzó a vender las primeras tarjetas de San Valentín en América en forma de corazón o Cupido, mejor conocidas como “valentines”.

Actualmente, en la ciudad italiana de Terni, existe una basílica que lleva el nombre de San Valentín en honor a éste sacerdote y cada 14 de Febrero, las parejas con deseos de contraer matrimonio al año siguiente asisten a esta basílica a formalizar su compromiso.

Home


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *